Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información en nuestra política de cookies.

restauración

ficha técnica

MISCELANEA
TOMBUCTÚ
TOMBUCTÚ. DE DJENNÉ A TOMBUCTÚ
(edición digital)
2015
978-84-16395-75-0
ALHENA LITERARIA
Epublication content package
Español
5,99
(IVA inc)*
  • Ver dispositivos compatibles
  • ¿Es la primera vez que compras un eBook? Clica aquí

Permisos sobre el eBook

Imprimible: Prohibido.
Copiar/pegar: Prohibido.
Compartir: 6 dispositivos permitidos.

DRM o protección anticopia (para saber qué es clique aquí)

Si

sinopsis

René Caillié fue el primer cristiano que consiguió entrar en la mítica ciudad de Tombuctú y vivió para contarlo. Para ello tuvo que ocultarse bajo el aspecto de un falso musulmán y cruzar África con el miedo continuo a ser descubierto. Sin ayuda de nadie, solo y en medio de una gran caravana de mercaderes árabes, consiguió alcanzar su gran sueño infantil. Anteriormente, esta fabulosa ciudad dorada no era más que un «sueño truncado» en las mentes de los europeos. De repente, el mito de la ciudad prohibida, llena de monumentos dorados y símbolo de un continente desconocido descrita por los viajeros europeos se desvanece ante los ojos de Caillié: «Llegamos felizmente a Tombuctú cuando el sol alcanzaba el horizonte. Veía, por fin, la capital de Sudán que, después de tanto tiempo, era el fin de todos mis deseos. (...) Abandonado mi entusiasmo inicial, me di cuenta de que el espectáculo que tenía ante mis ojos no se correspondía con lo que yo esperaba.» Caillié permaneció en Tombuctú desde el 21 de abril hasta el 4 de mayo de 1828 bajo la protección de Sidi-Abdallahi. El relato de sus viajes, inédito en España, convirtió a René Caillié en un personaje reconocido en su país y en héroe local.

Biografía del autor

Según cuenta el propio Caillié en la introducción del libro, nació en 1800 en Mauzé-sur-le-Mignon, departamento de Deux-Sèvres. La pobreza de su familia (se quedó huérfano muy pronto) condicionó, en palabras del propio autor, su vida, ya que desde muy pequeño soñaba con viajar y con conseguir la suficiente formación para hacerlo. La lectura del Robinson Crusoe en su infancia despertó su ansia por descubrir nuevos lugares, especialmente en África. Su afán por viajar le llevó a embarcarse por primera vez en 1816 con destino a Senegal. En Saint-Louis intenta unirse a una expedición inglesa que pretendía seguir los pasos de Mungo Park y llegar a Tombuctú. La expedición fracasa y regresa a la isla de Guadalupe pero nuestro autor no desespera y lo sigue intentando. Por fin, en abril de 1827 consigue integrarse en una pequeña caravana de mercaderes que parte de Saint Louis con destino a Tombuctú. Para pasar desapercibido, se hace pasar por un veterano soldado egipcio que pretende regresar a su patria. Previamente se había preocupado por aprender árabe, empaparse de las costumbres locales y estudiar el Corán. El relato de sus aventuras de viaje se publicó en 1830, consiguiendo con ello el respeto de la Sociedad Geográfica de París y el reconocimiento de su país. Caillié falleció el 17 de mayo de 1838 en La Gripperie-Saint-Symphorien.


*Todos nuestros productos incluyen el IVA, ampliar información


comentarios de los usuarios/usuarias